Compartir coche

Foto por Craigyc

Alternativas para mejorar el tráfico: compartir coche

×Recuperamos algunos artículos del antiguo blog que tienen ya algún tiempo, pero que pensamos pueden seguir resultando interesantes.

Volviendo ayer de fin de semana, como tantos otros madrileños en estas fechas, venía observando cómo un gran número de vehículos estaban ocupados por una sóla persona. Y así estaba la carretera, de bote en bote… Esto no es sostenible, la verdad.

En nuestro caso es sencillo llenar (o al menos “optimizar”) un coche en los viajes al pueblo, ya que muchos de nuestros amigos se encuentran trabajando en Madrid, y normalmente nos ponemos de acuerdo para llevar el coche cada vez uno. Si éste no es tu caso, y no te puedes organizar con los conocidos (lo mismo para ir a trabajar), existen alternativas en la red que te permitirán compartir el viaje con gente que va a realizar el mismo recorrido.

El carpooling, como se conoce en los países anglosajones, tiene su origen a mediados de los años 70, pero es ahora con la expansión de internet y los dispositivos móviles cuando realmente se ha disparado su uso, ya que resulta mucho más sencillo publicar y encontrar los trayectos disponibles. El principal inconveniente que le encuentro, es que existen un montón de servicios disponibles, lo cual te obligará a comprobar en cada uno de ellos la disponibilidad de tu viaje.

Os mostramos algunos de los servicios para compartir coche que hemos recopilado. Como nunca hemos hecho uso de los mismos, si tienes cualquier observación sobre ellos, eres usuario o quieres recomendar alguno, no dudes en compartirlo con nosotros en los comentarios:

  • Amovens.com es un portal bastante completo dedicado a compartir coche en los viajes diarios o puntuales. Tiene una sección “pro” para empresas, universidades, administraciones y eventos y festivales, lo cual nos parece una gran idea para hacer llegar la iniciativa a un público mucho más amplio. Otro apartado que está bien resuelto es que el conductor establece ya el coste del viaje, de modo que los pasajeros que se unen al mismo saben de antemano lo que les supone compartir el trayecto, evitando situaciones desagradables a la hora de repartir gastos. Es necesario registrarse para hacer uso de la plataforma y en la parte privada se puede comprobar las emisiones de CO2 evitadas y el dinero ahorrado gracias a la conducción compartida.
  • BlaBlaCar.es forma parte de una organización internacional creada en 2004, y que está presente en Francia, España, Reino Unido, Italia y Portugal. Es la web líder en Francia en el uso compartido de coche, no necesita de registro para encontrar viajes, y permite guardar preferencias: alergias a animales, si se es fumador… o si se trata de un viaje sólo para mujeres o_O.
  • Compartir.org pertenece a una red internacional dedicada al carpooling presente en 68 países y en 10 idiomas. Funciona gracias a municipios, empresas y organismos que forman parte de la red y te ofrecen el servicio de forma totalmente gratuita. Tiene una página de estadísticas con datos sobre la evolución del uso del servicio, emisiones de CO2… bastante interesante.

Lo que conseguimos compartiendo coche con otros, no debe pasarse por alto: menos coches en las carreteras, menos emisiones de CO2ahorro en los combustibles y en los peajes al ser estos compartidos… incluso puedes conocer a alguien interesante y pasar un viaje más ameno. Los inconvenientes frente a tanta ventaja son mínimos: algún desvío para recoger o depositar a tus acompañantes o que te toque un “turrillas” que te deje la cabeza del revés pero… no crees que merece la pena arriesgarse?

Ya sabéis, compartir es amar amigos…